lunes, 10 de octubre de 2016

¿Argentina, potencia mundial?

Los seres humanos no estamos preparados para gozar de la tecnología de que disponemos, porque todavía no estamos preparados para detectar lo que importa de verdad,  aquello que es vital para la supervivencia, porque la sociedad en general, se mueve en un entorno impulsado por el individualismo y el atropello de la tolerancia hacia los demás. Y hay élites que se mueven en el poder para robar, quitar y violentar a los demás, poniendo en evidencia la involución y la estupidez humana.

Argentina en este último tiempo creció mucho, reduciendo la brecha generada por los vende patria durante el Proceso y el neoliberalismo, pero muchos problemas heredados no fueron completamente resueltos entre ellos la concientización y el trabajo para no volver, hablando mal y pronto, a inclinar el culo ante los intereses extranjeros.

Hay que tener encuentra que el mal, por así decir, es parasitario y se infiltra en cada república, en cada país, los hay en Rusia, en China, en India, en Noruega, en Irlanda, en Rumania, en todos lados. Específicamente en Argentina y Latinoamérica lidiamos con la intervención cultura, económica y comercial del Imperio. Si crecemos ellos buscan financiar fuerzas que reduzcan ese crecimiento y allanen el terreno para robar recursos y someterlo a la pobreza, porque si una nación crece y se convierte en potencia, entonces habrá otro país desarrollado que compita.

Hay una inclinación por ciertos sectores de parecernos a Estados unidos, eso significa heredar sus miserias y su corrupción y perder nuestra independencia, nuestra cultura y nuestra identidad. En  lugar de tomar el ejemplo de un país que esconde su belicosidad tras la máscara de la democracia, habría que tomar el ejemplo de Rusia como país desarrollado, India, China, Italia, Francia. En el caso de India que recuperó su potencia sin librar una sola guerra, Pero sin perder nuestra propia identidad. 
Argentina es fuerte, poderosa y única, pero si sus hijos dejan que los intereses de élites extranjeras la maltraten y la roben, entonces tendremos lo que hoy tenemos.

Cuidado, cuando me refiero al Imperio no me refiero a Estados Unidos, sino a la élite que lo gobierna. Porque son los gobiernos los responsables de la política y no todo el pueblo es representado por un gobierno de un país. Incluso el pueblo de estados unidos es “manipulado” con entretenimientos, dinero y terror para que la élite obtenga lo que quiera. Es como echar la culpa a todos los ingleses de los actos políticos en Malvinas o culpar a los chilenos de la traición para con Argentina en ese conflicto, cuando ambos pueblos era víctimas del terror y la ignorancia impulsada por el imperio.

Primero hay que extirpar en la sociedad cualquier pensamiento  de degradación con respecto a cualquier país, por más “poderos” que sea. Hay que trabajar en la identidad cultural e inculcar esos valores en la sociedad. Nada se logra creyendo que es imposible, cualquier cosa se logra convenciéndose que es posible y Argentina tiene todo, todo, para ser potencia. Podemos elegir estar a la sombra de un país o forjar y construir nuestro propio camino en el mundo.

¿Acaso Estados unidos se convirtió en una nación independiente sin luchar? ¿Acaso Rusia no pasó por una crisis antes de imponer respeto? ¿Acaso China o países europeos no asaron por grandes problemas antes de convertirse en lo que son?
El imperio es un gran ejemplo, no me refiero a las decisiones estúpidas del imperio, sino que me refiero a sus personajes políticos que marcaron el rumbo, incluso generales.  El mal nos da el ejemplo a seguir por el bien de esta Nación. Habrá que luchar y el éxito de esa lucha dependerá de que tan convencidos estemos de ganar y querer vencer.

Y hay una forma de vencer al imperio dentro de su propio terreno, pasando la defensa del sistema DEFCON, pasando los controles de la ASN Y de la CIA. Por eso no puedo escribir de qué se trata en este post.

La historia nos da numerosos ejemplos de personajes, situaciones, guerras y civilizaciones para crear un futuro fuerte y diferente.


Y quiero mencionar también que para lograr todo esto debemos luchar contra la ignorancia, el entretenimiento y desinformación. Hay que usar las mismas herramientas que usan las elites para asegurar el futuro de la República, incluyendo la manipulación de las masas. Sé que manipulación es una palabra fea y nos gusta ser víctimas de la influencia y manipulación de las masas, pero si lo ignoramos seremos injustos, la manipulación existe y es tan real como la amenaza del imperio, pero si queremos podemos valernos de esas herramientas y ganar la lucha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario